Blogia
facesonthebox

SER O NO SER GAY: 10ª ANIVERSARIO DE LA ZINEGOAK DE BILBAO

SER O NO SER GAY: 10ª ANIVERSARIO DE LA ZINEGOAK DE BILBAO

Zinegoak, el festival de cine de temática LGBT de Bilbao, cumple su décimo aniversario. Por ello este año se han podido ver nada más y nada menos que 85 películas. El festival empezó su andadura con humildad y al principio sólo duraba 4 días. No obstante, con el tiempo ha ido creciendo de envergadura y por ende, se ha convertido en un festival que no tiene nada que envidiar a los demás que se celebran en la ciudad como pueden ser Zinebi o FANT. Ahora se estrenan películas que han triunfado en los más prestigiosos certámenes internacionales, pero que si no fuera por esta iniciativa que organiza la asociación Hegoak no se podrían ver en ningún otro sitio.

El año pasado la sección oficial contó con 11 películas, pero sólo Weekend del británico Andrew Haigh ha conseguido distribución para que pueda verse en nuestro país (según las últimas noticias se estrenará en el mes de marzo). De 11 películas estrenadas en Zinegoak 2012 sólo una ha llegado a los cines, así que, el trabajo que llevan a cabo los programadores de este festival para dar a conocer obras transgresoras e inéditas es realmente indispensable.

Cumple una función decisiva, puesto que, los homosexuales deben tener un espejo al que mirarse. Los derechos que han alcanzado en los últimos tiempos son importantes, pero no nos engañemos falta mucho para que sean reconocidos y tratados como se merecen. En la cultura oficial siguen siendo marginados y así es difícil que puedan sentirse orgullosos de lo que son. Muchos ni siquiera se atreven a admitirlo. Está claro que salirse del armario no es nada fácil. A Jodie Foster le ha costado lo suyo. Ha tenido que pasar medio siglo para que pudiera gritarlo a los cuatro vientos (fue en la gala de entrega de los Globos de Oro).

La ficción debe servir para mejorar la vida en sociedad, y en una sociedad como la nuestra en la que la heterosexualidad es la norma, es necesario que se (muestren) otras realidades para que podamos reflexionar sobre la identidad, el sexo y el amor, cuestiones que nos atañen a todos por igual. Porque Zinegoak no es sólo para los homosexuales, transexuales y bisexuales, sino que debe ser un lugar de encuentro para todos los ciudadanos. Al fin y al cabo el sexo es clave para poder construir la identidad de cada uno, así que, es un festival que puede aportar mucho a cada uno de nosotros.

INAUGURACIÓN

Parada, de Srdjan Dragojevic, ganadora del premio del público en la pasada edición de Berlinale fue la que inauguró esta 10ª edición. Fue una decisión acertada por parte de los organizadores porque es una cinta realmente divertida. Las carcajadas están aseguradas de principio a fin. Parada es una de las mejores comedias que se han podido degustar este año, porque las producciones estadounidenses Cloudburst de Thom Fitzgerald y Codependent Lesbian Space Alien Seeks Same de Madeleine Olnek han sido realmente decepcionantes. Como nos informa el título de la película de Dragojevic Parada (parade, en inglés) hace referencia al desfile del orgullo gay que se organiza todos los años el 28 de junio. La historia se sitúa en la antigua Yugoslavia, y los homosexuales son ahora los enemigos comunes de los croatas, serbios, bosnios y albano-kosovares. Todos se han puesto de acuerdo para odiarlos. Las amenazas y las palizas que reciben de los neonazis hacen indicar que no habrá ningún desfile. Pero este año van a ir escoltados por un grupo salvaje (la película hace referencia a Los 7 magníficos) para que puedan manifestarse con la cabeza alta. Se trata de una misión arriesgada, ya que, van a tener en frente a miles de neonazis. Resumiendo, es una disparatada y gamberra película. Realmente brillante.

Cloudburst se podría considerar la versión lesbiana de Amour, pero si la película de Haneke logra conmocionar y desconcertar a partes iguales, Cloudburst no llega ni siquiera a ser un digno ejercicio de entretenimiento. Es banal e inverosímil y no tiene nada que aportar. Quiere hacernos reír, pero su humor grosero y obsceno sólo logra transmitir vergüenza ajena. La película nos narra la historia de Stella y Dotty, dos ancianas que huyen de la ley como si fueran Thelma y Louise. Su intención es ir a Canadá a casarse, ya que, si no lo hacen la nieta de Dotty la meterá en una residencia. Codependent Lesbian Space Alien Seeks Same es realmente cutre y absurda y no merece que le prestemos más atención. Es horrible.

SORPRESAS

Otras de las películas que nos han impresionado han sido las francófonas Laurence Anyways y Notre Paradis. Laurence Anyways es la nueva película del joven canadiense Xavier Dolan y, aparte de ser la ganadora, es una de las mejores cintas de esta edición. El jurado internacional ha decidido que es merecedora del premio a la mejor película de este año y no puedo estar más de acuerdo con la decisión. Es una cinta de casi tres horas que transmite una desbordante energía; es dura, emotiva, a veces cruel y otras veces esperanzadora, y consigue conmover y fascinar al público. Se puede decir que genera sentimientos contradictorios. Produce un torrencial de sentimientos en el espectador que no tienen límite. La vida se desborda ante nuestras narices. Es increíble. Además en determinados momentos Dolan detiene el tiempo y nos invita a ser partícipes de una experiencia estética inimaginable. Nos regala unas imágenes realmente bellas y la música parece transportarnos a un anuncio de televisión o a un videoclip que podemos degustar a cámara lenta. Sólo por disfrutar de esos momentos merece la pena verla. Es una de las candidatas para ganar el premio a la mejor película canadiense, pero para ello tendremos que esperar al 3 de marzo para saber si logra el galardón que concede la academia de aquel país.

Notre Paradis es la última obra del francés Gaël Morel que ha recibido el premio honorífico de este año. Notre Paradis nos sumerge en el sórdido mundo de la prostitución masculina y es un homenaje al cine negro. Eros y thanatos están muy presentes en todo momento, por lo tanto, estamos ante una dura e incómoda película. Hay muchas escenas de sexo, pero no es una cinta banal ni frívola, ya que nos habla del amor y el deseo. De la soledad y la supervivencia. De la vida. Está claro que no se puede comparar con obras tan sugerentes como Intimacy (Patrice Chéreau, 2001) o La pianiste (Michael Haneke, 2001), pero es una buena película que trata sobre el deseo. Vassili el protagonista de este intrigante film tiene unos 30 años y está acabado. Un día conocerá a un chico joven y se enamorará de él.  

BEÑAT EIZAGIRRE INDO.-

Pie de foto: Laurence Anyways ha sido la película ganadora y una de las sorpresas de esta edición.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

2 comentarios

Sonia -

Nos enteramos porque tenemos dos colaboradores vascos y uno nos informó sobre la noticia y lo cubrió.

Una pregunta: cómo sabes que somos de Barcelona?

saludos;

Sonia

Ando -

¿Cómo os enterasteis de este festival siendo de Barcelona? Un saludo desde Bilbao. ;)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres