Blogia
facesonthebox

SE ACABA EL FILON...

Ya es tarde y en la verbena del barrio ya sólo se tambalean los borrachines, en el tubo de la pasta de dientes sólo queda apretar hasta la extenuación...Estas son sensaciones similares que a uno le embargan tras haber visto Rebobine, por favor del genial Michael Gondry...

 

Y es que la acertada y oportuna gracieta que empezó con Clerks y que siguió con otras muchas variopintas propuestas llenas de realismo gamberro pero no marginal, y que ha sido potenciada por el amateurismo friki de los videos caseros de YouTube, ya cansa...Rebobine, por favor es la gota que colma el vaso.

 

Por su parte, Gondry se autoplagia de su genial, tierna y encantadora La ciencia del sueño. En esta ocasión, el leit motiv no es el amor por una chica sino el amor por el cine. No obstante, se vuelve a recurrir a elementos ya vistos en la cinta de Gael, tales como la escenografía de tipo “clase de manualidades” y la inocencia naif de sus protagonistas.

 

El reparto, encabezado por el mimetizado panda llamado Jack Black y secundado por unos adormecidos Danny Glover y Mia Farrow, ejecutan con actitud disciplinada las órdenes de Gondry.

En este marasmo de previsión sobresale una genial Sigourney Weaver, quien con su personalidad arrolladora, consigue ejercer de contrapunto con entereza. Si Grissom decide retirarse....deberían contar con ella, experiencia con casos difíciles no le falta...

Michael, esperábamos mucho más de tí.

DAVID PALOMAR.-

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres