Blogia
facesonthebox

BELÉN RUEDA:

BELÉN RUEDA:

Belén Rueda es una actriz impresionante y una mujer atractiva. A pesar del calor que hace en el jardín del Meliá donde nos encontramos, no pierde nunca la templanza y la serenidad que la caracteriza. Es una belleza sensible y cercana, que sabe muy bien estar siempre en su lugar. A continuación, desgranamos el encuentro en varios momentos

ACERCA DEL MIEDO

La actriz nos comentaba: "cuando no ves, empiezas a percibir cosas que en el día a día no te paras a pensar. Allí en el silencio excuchas cosas que podrían ser extrasensoriales. Por ejemplo, si vas a tu casa después de ver una película de miedo y estás sola, cualquier ruido parece que tengas 200 personas en casa". A pesar de sus múltiples incursiones en el género, con El Orfanato, El Mal Ajeno o ahora Los Ojos de Julia, Belén nos confiesa que es una consumidora de género tardía porque "no tengo miedo a la vida, pero sí tengo miedo a las películas".

Además, nos habló de sus miedos, como el miedo a la oscuridad en algún momento de su vida o incluso "a los ruidos de la madera del suelo a la noche cuando estás sola, que te produce una sensación extraña y por la imaginación se amplifican". En Los Ojos de Julia "los miedos son reales, por ejemplo en El Orfanato en la casa grande cualquier ruido lo percibes con un plus de sugestión".Aunque "lo que verdaderamente me da miedo es algunas cosas en la vida que no dependen de tí como la enfermedad, sobre todo las que no tienes cura o las degenerativas que suponen dolor o pérdida de control sobre tí mismo".

Así como, nos confesó por su pasión y admiración hacia el cine de Hitchcock, del cual la película bebe en muchos momentos.

RIESGOS DE RODAJE

Belén Rueda es una actriz valiente y entregada, que no teme a ninguna situación en los rodajes."Cuando estás interpretando la adrenalina y la situación te hace hacer cosas distintas y arriesgarte más". En relación a esto, Belén pasó verdaderamente frío, al rodar de madrugada y en camisón. Pero lo verdaderamente asombroso fue el rodaje de la escena del cuchillo frente a los ojos, que no necesitó de dobles ni de ningún efecto especial. "Cuando está sumido en un torbellino emocional no te das cuenta, pero en un momento en que me pasaba el cuchillo delante del ojo, al parpadear me tocó la pestaña, lo que me produjo una especie de pavor porque no me tenía que mover". Y añadió: "En esta escena no tuve sensación de peligro y cuando al vi en el monitor pensé ’¡pero que haces, me vas a matar!’". 

EL PROBLEMA DE NO VER

Belén nos explicaba cómo se preparó para un personaje que pierde progresivamente la visión. "Me ayudaron mucho los de la ONCE. Da la sensación que el oído se te hace enorme, que necesitas tocar. A una persona ciega la has de dejar en un sitio donde pueda tocar y no en el centro. Ellos por el sonido sabe donde está la pared, la mesa, etc. " Los ciegos tienen una manera especial de tocar para no pincharse con nada, "no con la mano abierta, como haríamos cualquiera de nosotros". Así mismo, comentó cómo se reacciona ante la ceguera, o cualquier otra pérdida."Ante una pérdida lo primero que haces es negarlo, No me puede pasar a mí, yo puedo hacerlo sola.Pasas una especie de duelo, te has de dar un tiempo y te puede llevar a una depresión o a querer salir de allí". 

SOBRE GUILLEM MORALES Y LOS DIRECTORES JÓVENES ESPAÑOLES

"Es un lujo trabajar con Guillem Morales. Tiene mucha seguridad de lo que quiere hacer, pero está totalmente abierto a cambiar diálogos, improvisar. No va directamente al resultado, sinó que le gusta hacer el proceso". Nos confiesa que escoge las películas en función del personaje y del equipo, y no de si se trata de una película de género o no. "Si el director, los actores y el guión está bien hecho, que más da el género que sea". 

Nos comenta el hecho de que muchos directores españoles están más buscados en el extranjero, "como es el caso de J. Bayona, que se lo rifaban después del Orfanato". Enotros países parecen valorar más el talento que en España.

Se despide contándonos que se ha incorporado al rodaje de No tengas miedo, de Montxo Armendáriz, "que no es una película de género"; y también que tiene pendiente el estreno en televisión de La princesa de Éboli. Afortunadamente, podremos seguir disfrutardo de Belén Rueda.

SONIA BARROSO.-

Pie de foto: Belén Rueda en la puesta de largo del film con Guillem Morales.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres